Contralínea  

Primer balance de Calderón

Jorge Meléndez Preciado
Intempestivamente, el domingo 14 de enero, en la residencia oficial de Los Pinos, Felipe Calderón Hinojosa llevó a cabo una conferencia de prensa para hacer un balance de lo ocurrido en los primero 45 días de este sexenio. Al encuentro llegaron más de 40 reporteros, los cuales preguntaron acerca de varias cuestiones, algunas no respondidas por el mandatario.

 

.

 


Publicidad

El jefe del Ejecutivo dijo: "La verdad es que yo me siento muy bien, me siento muy contento en mi trabajo, muy satisfecho como hemos ido avanzando, muy consciente, desde luego, de los retos que vienen por delante" (Reforma, 15 de enero).

Agregó Calderón: "Pero lo digo con toda honestidad, si se echa (sic) uno la mirada hacia atrás y mira el panorama que se vislumbraba para mi gobierno hace 50 días, hace dos meses, pues era terriblemente más sombrío y desalentador de lo que ha resultado".

Lo primero que resalta es que Felipe consideraba, antes de su toma de posesión, que estaba en una situación más conflictiva de la que vivió; es decir que incluso no tendría posibilidad de llegar a ser reconocido como presidente electo.

Luego, que ya instalado en la silla embrujada, no tendría muchas posibilidades de acción. Seguramente pensaba que el rechazo entonces y las manifestaciones en su contra impedirían cualquier margen de acción.

Ello es notorio no sólo porque habla de 50 ó 60 días atrás, sino a que vislumbraba sombras y rechazos por todos lados. No fue de esa manera y seguramente ello lo mantiene optimista, a pesar de las dificultades que vivimos actualmente.

Primeramente, empero, dice que se valora bien en su trabajo y está satisfecho por lo alcanzado hasta ahora. Entiende que los problemas que se avecinan, indudablemente, serán mayores.

La realidad, por desgracia, señala que los avances en este régimen son pocos, los escollos se agrandaron y las expectativas no son muy buenas. Amén que los programas que ha realizado en el campo social no han sido muy bien recibidos o incluso criticados porque no cuentan con los requerimientos que se necesitan.

Vamos por partes

Los operativos contra la inseguridad y el narcotráfico no han sido exitosos. Si bien Calderón afirma que en Michoacán la violencia bajó 40 por ciento –analistas como Amparo Casar hablaban de sólo 20 por ciento–, la situación no es como para ser optimista. El gobernador de la entidad, Lázaro Cárdenas, ha dicho que las fuerzas del órden federales se deben quedar en su territorio a riesgo de que resurjan los grupos violentos ya conocidos.

En Tijuana no hubo resultados importantes. Tanto así que la mayoría de los periodistas señalaron: se trató de un efecto mediático, pues los guardianes de la ley se dedicaban a jugar futbol en sus horas de trabajo. La despistolización de la policía local, por otro lado, no ha traído hasta el momento ningún resultado.

Cuando Felipe andaba en su gira por Nicaragua reventó el asunto del aumento al precio de la tortilla. Su equipo económico y social —Eduardo Sojo (Economía), Beatriz Zavala (Sedesol) y Alberto Cárdenas (Sagarpa)— no supo qué hacer. Simplemente le endilgó el problema a las fuerzas del mercado, a la oferta y demanda.

Pero cuando inició su periplo nacional para darle seguridad social a los niños que nacieron en este sexenio se dice que no hay capacidad instalada para atender a todos los pequeños y poner en marcha las guarderías para infantes. Milenio dijo que se trataba de algo engañoso, pues no existen los recursos suficientes-, en Veracruz y en el Estado de México Calderón encontró varias muestras de repulsa contra la inacción de su gobierno para meter en orden a los monopolios y distribuidores de maíz y tortillas, que hicieron su agosto en enero. Tanta fue la molestia ciudadana, que Felipe ordenó la importación de 650 mil toneladas de maíz e inspección a los establecimientos que venden esos productos básicos.

Las medidas, a decir de muchos, son limitadas y hasta pueden ser contraproducentes. Pero que el asunto ha creado una espiral inflacionaria, lo demuestra que subió el huevo, el pollo y la carne, además que las metas anuales del Banco de México respecto a la elevación de precios será mayor a lo establecido como compromiso. Incluso el director de ese organismo, el ortodoxo Guillermo Ortiz, indignado afirmó que el aumento al esencial artículo de consumo de los mexicanos era más por la especulación que del encarecimiento internacional de la semilla.

La situación, como se verá, no es tan optimista como señala el nuevo gobernante. Por lo que su satisfacción no sabemos a qué se deba, a no ser por salvar los valladares que le impedían su ascensión al poder.

A una pregunta de si habría una tercera cadena de televisión, algo que se discute desde el principio del gobierno, Calderón dijo que estaba en contra de los monopolios pero se atendría a lo que opinen al respecto la Comisión Federal de Competencia y la Comisión Federal de Telecomunicaciones. O sea, no hubo definición.

Cuando alguien le inquirió acerca de los actos de represión del gobierno de Ulises Ruiz, Felipe eludió el asunto. Y no quiso contestar acerca de la crisis que vive su partido en Yucatán- salida de Ana Rosa Payán-, Aguascalientes-posible expulsión del gobernador, Armando Reynoso, de las filas panistas- Guerrero- asesinato del diputado albiazul, Jorge Bajos, a manos de correligionarios.

Eso sí, Felipe dijo que tiene muy buenas relaciones con Manuel Espino, el cual ha realizado ironías en contra de Calderón, señalado que el mandatario no debe meterse en los asuntos partidistas a riesgo que le corte la mano y recientemente incorporó al comité ejecutivo del albiazul a foxistas como Carlos Abascal, Francisco Salazar y Luis Ernesto Derbez y hasta pretende incluir a Vicente con el objeto de promoverlo internacionalmente.

Frente a un panorama más bien gris tirando a negro, la conferencia de Los Pinos sonó más bien a querer decir que "todo va bien" para que los mexicanos no sientan con desconfianza los inicios de la era calderoniana.

 

Publicado: Febrero 1a quincena de 2007 | Año 5 | No. 72



Tu opinión:

Tu nombre:
E-mail

Escribe tu mensaje aquí:

Publicidad

ÍNDICE febrero 1a quincena 2007
Enviar a un amigo
Opina sobre este texto
Página de inicio


Publicidad

 

Humor
 

 

Avance Contralínea

 

Números atrasados

 

Publicidad

 

Números atrasados

 

 

 

 

Suscríbete


En la República:  

De actualidad  


 




Baja California Chiapas Chihuahua Coahuila Estado de México Guanajuato
Oaxaca Sinaloa Sonora Hidalgo Michoacán NacionalTamaulipas Veracruz Zacatecas
Revista Contralínea
Av. Juárez 88, primero piso, desp. 110 y 111. Col. Centro, México D.F.
Tels: 9149-9808 /30 /07
La otra campaña, el Ejército Zapatista y el Subcomandante Marcos
Sitios Recomendados:
| Oficio de Papel | Revista Fortuna | Los periodistas | Fraternidad de Reporteros de México |

Responsable del sitio: Gonzalo Monterrosa Galindo