Mexicanos, detrás del financiamiento a El Yunque en España, revela audio de juicio

Alba Olea - 12 Ago 2021 a las 4:01 pm
Mano sosteniendo un rosario con el símbolo de El Yunque
ILUSTRACIÓN: DAVID MANRIQUE

El principal financiamiento de El Yunque en España provenía de los dirigentes en México de esta organización secreta y ultraderechista que incide en la política española a través de diversas asociaciones civiles, declaró Victoria Uroz Martínez –exintegrante  de la asociación Hazte Oír–, ante el Juzgado de 1ª Instancia número 48 de Madrid a cargo de la jueza María Belén López Castrillo en 2014.

“A mí me explicaban que de México venía dinero para sufragar todos los gastos que tenían porque aquí no los podían nunca sufragar, era imposible sufragar todas las actividades que hacían. (…) Luego, al venir los directivos de México, comprendí que sí, que realmente sí los fiscalizaban a dónde iba el dinero”, afirmó ante la justicia española, consta en un audio del juicio grabado por los propios integrantes de Hazte Oír.

Uroz Martínez apuntó además que El Yunque español recaudaba fondos gracias a las cuotas mensuales, de aproximadamente 175 euros, que realizaban los integrantes de asociaciones civiles pantalla como Hazte Oír y G K Chesterton.

Hoy, éste y otros testimonios vertidos durante la sesión pueden escucharse gracias a la revelación hecha por WikiLeaks de 17 mil archivos internos de Hazte Oír y Citizen Go, opositoras a la interrupción legal del embarazo y a la diversidad sexual.

En mayo de 2014, la justicia española determinó que el catedrático católico Fernando López Luengos no vulneró el “derecho al honor” de Hazte Oír por elaborar para la Conferencia Episcopal Española una serie de informes que relacionaban a los integrantes de dicha asociación civil con las operaciones de El Yunque.

El archivo de audio (que si bien no posee datos de identificación, remite por su contexto a dicha sesión) revela los testimonios presentados por algunos de los informantes de López Luengos, quienes reiteraron sus principales señalamientos: que integrantes de la junta directiva de Hazte Oír pertenecían a El Yunque, que la propia asociación fue creada por El Yunque como estructura externa para ampliar su poder político y que al interior de la Iglesia católica comenzaban a alzarse voces contra la influencia negativa de esta agrupación.

La médica española Victoria Uroz Martínez también afirmó que la asociación civil Hazte Oír –de la que formó parte de 2003 a 2005– y sus principales dirigentes eran integrantes de El Yunque en España. Con nombre y apellido, señaló a Luis Losada Pescador (miembro fundador de la asociación y su exesposo), Ignacio Arsuaga (presidente de la asociación), Ondina Vélez y Jaime Urcelay como yunquistas.

Victoria Uroz, quien estuvo casada con el periodista Losada Pescador hasta 2013, afirmó que en diversas situaciones él y el resto de miembros de la organización develaron ante ella ser del Yunque. “Ellos mismos lo decían, o sea, venían algunos de ellos a mi casa a reuniones secretas semanales”.

La expareja de Losada refirió en su testimonio que la principal fuente de financiamiento de El Yunque español provenía de México ya que les era “imposible” cubrir el gasto de todas las actividades que realizaban y que los dirigentes mexicanos los visitaban para “fiscalizar” a dónde iba el dinero.

Durante su declaración Victoria narró que en 2006 –cuando acompañó a Luis Losada al congreso “Católicos y Vida Pública” en Chile–, atestiguó la ceremonia de ingreso de nuevos miembros a El Yunque. “Se vistieron todos de blanco y negro; me pusieron a cuidar a los bebés y a los niños pequeños en una habitación y al lado hicieron el juramento de entrada que escuché casi entero. Yo la verdad no daba crédito a lo que estaba escuchando (luego ya me lo explicó él): pegaban gritos, canciones, rompían vasos, daban pisotones”.

En su testimonio, Inmaculada García –exintegrante de El Yunque e hija de antiguos miembros de Hazte Oír–, también señaló a Ignacio Arsuaga, José Castro y Luis Losada, así como a Miguel Ángel López Zavaleta (también miembro de Hazte Oír) como integrantes de la “rama adulta” de El Yunque y encargados de dictar cursos a los más jóvenes.

Éstos los impartían en calidad de yunquistas cuando las charlas eran exclusivamente para miembros de El Yunque, y en calidad de “junta directiva de Hazte Oír” en las actividades de carácter público con candidatos políticos. “Yo he visto a los tres que ha nombrado, entre otros, Ignacio Arsuaga, Álvaro Zuleta, Pepe Castro y a Losada con el uniforme propio que llevan los miembros de El Yunque”, se escucha decir a Inmaculada en la grabación.

La joven, quien se integró a la filas de El Yunque a los 16 años, denunció haber sufrido violencia física y psicológica, y afirmó que la finalidad última de Hazte Oír es servir como plataforma para ampliar el poder político de la organización secreta, con miras a “acabar en las urnas”.

El tercer testimonio presentado por la defensa de López Luengos fue el de José Rico Pavés, obispo auxiliar de Getafe y anterior secretario técnico de la Comisión Episcopal para la Doctrina de la Fe, quien afirmó que la información recopilada por Luengos era veraz y, aún más, que en su mayoría ya era conocida por el Episcopado español.

“En realidad, el informe no aportaba muchos datos nuevos, sí que los ordenaba, les daba unidad y, sobre todo, incidía en la influencia negativa en los grupos eclesiales”, refirió Rico Pavés sobre los documentos elaborados por Luengos en 2010.

El obispo explicó que él ya conocía la relación de pertenencia de Ignacio Arsuaga, presidente de Hazte Oír, con El Yunque, ya que había sido manifestado ante él por sus compañeros del colegio y exmiembros de El Yunque.

Sin embargo, el obispo Rico Pavés tuvo precaución al afirmar que el vínculo que él conocía a detalle era el de El Yunque con “las personas que forman parte de la directiva de Hazte Oír. De la asociación, en cuanto tal, no tendría yo datos”.

Te puede interesar: Hazte Oír y Citizen Go: la estructura de la ultraderecha en México, España y el mundo

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *