Contralinea

Por eso, la experiencia colombiana en México

Desgraciados los pueblos donde la juventud no haga temblar al mundo, y los estudiantes se mantengan sumisos ante el tirano