Síguenos en redes

Proyecto DESI, con colaboración mexicana, ha medido 6 millones de galaxias en un año

Proyecto DESI, con colaboración mexicana, ha medido 6 millones de galaxias en un año

The Dark Energy Spectroscopic Instrument (DESI) “es el proyecto astronómico más importante, creo yo, del mundo actualmente. Y estamos seguros de que lo será por varios años más por su magnitud, profundidad y alcance”, indicó la doctora María Elena Álvarez Buylla, directora del Consejo Nacional de Humanidades, Ciencia y Tecnología (Conahcyt).
FOTO: DARREN GARCÍA

The Dark Energy Spectroscopic Instrument (DESI) “es el proyecto astronómico más importante, creo yo, del mundo actualmente. Y estamos seguros de que lo será por varios años más por su magnitud, profundidad y alcance”, indicó la doctora María Elena Álvarez Buylla, directora del Consejo Nacional de Humanidades, Ciencia y Tecnología (Conahcyt).

El proyecto DESI comenzó en 2010 y fue aprobado en 2014, con el apoyo de la Oficina de Ciencia del Departamento de Energía de Estados Unidos y el Conahcyt. En octubre de 2019, captó su primera luz.

Ubicado en el Observatorio Nacional Kitt Peak en Arizona, Estados Unidos, el objetivo es medir entre 30 y 50 millones de galaxias, con ayuda del Telescopio Nicolas U Mayall –el cual mide 4 metros de diámetro–, explicó Álvarez Buylla.

“Hoy tenemos una muestra de 6 millones de galaxias”, puntualizó el doctor Axel de la Macorra Pettersson Moriel, investigador del Instituto de Física de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y líder del grupo de científicos mexicanos.

De igual manera, el investigador del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav) del Instituto Politécnico Nacional (IPN), el doctor Tonatiuh Matos Chassin, señaló que otro propósito del DESI es resolver la pregunta epistemológica: “¿De qué está hecho el universo?, [ya que] no entendemos de qué está hecho el 96 por ciento”. Asimismo, “entender el cosmos y la evolución del universo”, agregó el doctor Petterson Moriel.

La directora Álvarez Buylla narró el proceso a seguir durante la investigación. “La luz de objetos distantes llega al DESI”, con lo cual “permite crear un mapa del cosmos tal como era en su juventud y determinar su crecimiento hasta lo que es posible ver en la actualidad”.

Con esto, se muestra “en diferentes etapas de su evolución”. También permite descubrir “cuánto se expandió el universo y conforme DESI recopile más información, las mediciones se volverán más precisas”.

“El experimento está midiendo 1 millón de galaxias a la semana”, señaló Moriel. En estudios pasados, sólo se alcanzaba a medir 300 mil objetos en periodos de años. La diferencia radica en los 5 mil “ojos”, o pequeños “robots”, que apuntan hacia una galaxia determinada –por un programa de computadora– “que ya sabemos exactamente dónde está”.

Explicó que cada 20 minutos se pueden medir 5 mil galaxias. “El experimento está funcionando mucho mejor de lo que se esperaba en un inicio, lo cual es un orgullo para todo el equipo de trabajo”.

Los datos son obtenidos por medio de cinco “trazadores”. A uno de ellos, se le conoce como Oscilaciones Acústicas de Bariones (BAO por su sigla en inglés) de Galaxias y Quásares. La investigadora del Instituto de Física de la UNAM, la doctora Mariana Vargas Magaña, explicó que son “una huella que se imprimió […] en la estructura a gran escala en el universo”.

A otro, se le denomina “Bosque de Lyman-[alfa]”. Éste hace referencia a la radiación que una galaxia emitió en algún momento. La misma viaja hasta el DESI. Algunas estaban a una distancia de 10 mil años.

“Nos da información de cómo está distribuida la materia en el universo y cómo esta ha evolucionado a lo largo del tiempo”, puntualizó la investigadora de la Universidad de Guanajuato, la doctora Alma González Morales.

“[Los datos obtenidos] son los más grandes en número y en volumen a la fecha”, afirmó la doctora Vargas Magaña. Para 2025, serán “tres veces más grandes cuando termine el sondeo”. Además, con estos trazadores, se construirá “una especie de diagrama de Hubble que nos permita estudiar el historial de expansión del universo”.

Por último, el investigador del Instituto de Ciencias Físicas de la UNAM, el doctor Alejandro Avilés Cervantes, explicó el futuro del proyecto DESI:

“Concluir con los análisis del año uno, o sea, con los análisis de estas 6 millones de galaxias. […] Eso se espera que se tenga a finales de este año [2024]. Luego empezaremos los análisis del año tres –vamos como en cada dos años–”. Al finalizar el año cinco, “vendrá DESI-II [y] sinergias con diversos experimentos”.

Este proyecto “agrupa a 40 personas investigadoras y estudiantes de posdoctorado mexicanos y mexicanas, quienes se suman a casi 500 investigadores e investigadoras pertenecientes a 70 instituciones de investigación científica y tecnológica e instituciones académicas de hasta 25 países alrededor del mundo”, enfatizó la directora del Conahcyt.

“México tiene una posición de liderazgo en DESI”, añadió el doctor Avilés Cervantes. De los ocho artículos principales del primer año, uno “es liderado por la doctora Alma González”. Además, hay cinco estudiantes que “lideran artículos de soporte, de entre los aproximadamente 30 artículos [de soporte] en total”.

Artículo

Tiempo de mujeres

En México, vivimos tiempo de mujeres. Actualmente, ocuparán posiciones como la Presidencia de la República y la jefatura de gobierno de la Ciudad de México.

Saber más »