López-Gatell exhibe al senador Fócil por beneficios a Philip Morris

Nancy Flores - 14 Dic 2021 a las 9:13 pm
FOTO: CUARTOSCURO.COM

En el contexto de la discusión en el Senado de la República sobre el control del tabaco, el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, exhibió al legislador perredista Juan Manuel Fócil por presuntamente intentar beneficiar a la trasnacional Philip Morris.

“Sabemos que hay una reserva que ha sido presentada por un senador y esa reserva surgió un poco mágicamente la semana pasada cuando sabemos que cabilderos de Philip Morris International estuvieron rondando el Senado, para decirlo con toda y absoluta claridad”, indicó en la conferencia presidencial. Agregó: “es el senador Fócil, así se apellida, él es el que ha presentado la reserva y hoy será discutido, es el primer punto de la agenda del Senado hoy día”.

El doctor López-Gatell señaló que son las discusiones importantes en el Senado respecto al tabaco: “una es que llega al Senado como cámara revisora una iniciativa, una minuta ya aprobada por unanimidad en la Cámara de Diputados la semana pasada que propone una reforma a la Ley General de Control de Tabaco. Los dos elementos principales de esta reforma son establecer espacios ciento por ciento libres de humo de tabaco; y lo segundo, regular de manera estricta la publicidad, propaganda y patrocinio de los productos del tabaco”.

Al respecto expuso que la primera es muy positiva: “tiene todos los elementos técnicos, estaba basada en el Convenio Marco para el Control del Tabaco, que es un tratado internacional vinculante para el Estado mexicano desde que se aprobó y es un elemento que nos permite actualizarnos en un rezago muy grande que tenemos, tiene México, con el control de trabajo”.

Ello, criticó, “porque durante el sexenio 2012-2018 prácticamente se abandonó todos los compromisos que este tratado internacional contempla. Insisto en que el Convenio Marco para el Control del Tabaco es un tratado internacional, es de cumplimiento obligatorio para el Estado mexicano, pero se abandonó durante el sexenio 2012-2018”. Agregó que con esta reforma México se pondrá más o menos al día.

Respecto de lo segundo, señaló que hay un truco: en la Ley de Impuestos Generales de Importación y Exportación, que tiene que ser actualizada como parte de un proceso de armonización regulatoria internacional, se incluyó en la tabla de fracciones arancelarias la fracción que corresponde a los dispositivos electrónicos de consumo de tabaco, que son de tres clases: los vapeadores, los vapeadores sin nicotina y los cigarrillos electrónicos.

Al respecto, el doctor López-Gatell señaló que en esta iniciativa de reforma a “aparece la palabra ‘excepto’, para excluir a los cigarrillos electrónicos en donde Phillip Morris International es el preponderante para que no sean prohibidos y sólo se prohíben vapeadores”.

Y advirtió: “hay dos inconvenientes obvios, uno para la salud, los tres tipos de productos son muy dañinos a la salud. Más allá de ser productos del tabaco, por su naturaleza específica son adicionalmente muy dañinos a la salud y deben ser prohibidos por razones de salud. El segundo inconveniente es de tipo comercial. Al prohibir los vapeadores y no prohibir los cigarrillos electrónicos, se establece obviamente una situación de discriminación que sería repudiada en tribunales por asuntos comerciales. Y consideramos que es un truco, porque precisamente eso es lo que se pretende: inducir un litigio estratégico por parte de la industria tabacalera para que se quite la prohibición en su conjunto”.

Por su parte, el presidente López Obrador indicó que su gobierno no dejará “ningún hueco para hacer interpretaciones: queremos que sea muy claro, que no se permite el que puedan utilizarse instrumentos, artefactos, de estos cigarros electrónicos, nada; que no quede ninguna puerta abierta y que se evite el que se introduzcan este tipo de cigarros electrónicos. Está demostrado que son malos para la salud y que, sobre todo, afectan a los jóvenes. Entonces, no puede ser que un interés mercantil, comercial, no puede ser que el lucro esté por encima de la salud”.

Y advirtió: “no queremos nada que dañe a la salud y no hay influencia que valga. Ya no es ese poderoso caballero don dinero el que domina México, ya es el interés general, el interés del pueblo, el interés de la nación; es cuidar la salud del pueblo, no el interés de mercaderes sin escrúpulos”.

Te puede interesar: El trabajo infantil no cesa en las plantaciones de tabaco de Estados Unidos

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.